EL ABC DE LAS SCIENCE MOMS:
LOS HECHOS SOBRE EL CAMBIO CLIMÁTICO

Hay muchas ideas equivocadas sobre el cambio climático. Aunque tiene sentido. Es un tema complejo.

A continuación, analizamos algunas ideas equivocadas generalizadas y te explicamos las cosas tal como son.

MITO

EL CAMBIO CLIMÁTICO NO ES UNA CIENCIA EXACTA.

Casi todos los climatólogos concuerdan en que sí lo es.

Más del 99 % de los climatólogos están de acuerdo sobre cuestiones básicas acerca del cambio climático: que es real, que es causado por el ser humano, que ya está perjudicándonos y que tiene solución. De hecho, la incertidumbre principal somos nosotros. Cuánto subirá el nivel del mar, cuán fuertes serán los huracanes o cuántas personas se verán obligadas a huir de sus hogares dependerá de cuán rápido los seres humanos dejemos de contaminar el aire. Solo tenemos una certeza: mientras más esperemos para actuar, peor va a ser.

MITO

EL CAMBIO CLIMÁTICO ES UN FENÓMENO NATURAL.

No es la Tierra. Somos nosotros.

El clima ha cambiado naturalmente en el pasado, pero no es lo que está ocurriendo hoy en día. Ahora mismo, el mundo se calienta hasta 100 veces más rápido de lo que lo hacía antes. Esto se debe a que los seres humanos hemos quemado miles de millones de toneladas de carbón, petróleo y gas natural, los cuales liberan emisiones contaminantes de carbono que atrapan el calor del sol. La contaminación permanece en el aire durante miles de años, y ello genera que el planeta se caliente más y más. Ahora mismo, ya es comparable a una capa (de 3.2 metros de espesor) de carbono contaminante que rodea la Tierra y calienta peligrosamente el planeta.

MITO

EL CAMBIO CLIMÁTICO ESTÁ MUY LEJOS EN UN FUTURO DISTANTE.

Está ocurriendo ahora mismo.

No estamos hablando de una amenaza lejana. La contaminación que atrapa el calor ya está haciéndonos daño aquí y ahora mismo. En todo el país, estamos experimentando desastres sin precedentes. En la región oeste, las condiciones cálidas y secas están avivando incendios masivos que bloquean el sol y envenenan el aire. En la zona suroeste, sequías históricas amenazan las reservas de alimentos. Y en el sur, los océanos más cálidos están avivando huracanes más fuertes y más letales, que están destruyendo los hogares y las vidas de la gente.

MITO

AUNQUE LA COSA SE PONGA FEA, ESTADOS UNIDOS SE LAS PUEDE ARREGLAR.

Si no se lo controla, el cambio climático podría ser nuestro fin.

El calor atrapado en la capa de polución, que se hace más espesa, hará que prácticamente cada desastre natural sea más mortífero y dañino. Y estas catástrofes están ocurriendo más a menudo en simultáneo, destruyen más hogares y negocios, y dejan a muchos sin forma de recuperarse. Después de todo, la ayuda de emergencia disponible tiene un límite. Eventualmente, las comunidades se verán sobrepasadas.

MITO

NO HAY NADA QUE PODAMOS HACER AL RESPECTO.

¡Aún tenemos tiempo para solucionarlo! (Pero no mucho).

Todavía no es demasiado tarde para prevenir lo peor. Pero, para hacerlo, debemos dejar de contaminar. Y eso significa abandonar los combustibles fósiles y usar las fuentes de energía limpia y renovable del siglo XXI. Como sociedad, ya tenemos la tecnología para construir una economía limpia que cree millones de trabajos y un mundo estable. Pero debemos actuar ahora. Como mamás y ciudadanas, lo más importante que podemos hacer es unir fuerzas. Las mamás, unidas, pueden darle a nuestros niños el futuro próspero y seguro que ellos merecen.

Para conocer más sobre cómo el clima cambiante nos afectará a nosotras y a nuestros hijos, ve el programa “Global Weirding” de una de las Science Moms, Katharine Hayhoe.

View in English